Los pensamientos en neón de Jung Lee

La artista coreana Jung Lee es conocida por sus fotografías de instalaciones que incluyen frases hechas con neones en espacios naturales. Lee describe su obra como un trabajo conceptual basado en los límites del lenguaje. La serie se llama “Aporia” (2010-2011), que significa  “llegar a un callejón sin salida” en griego.

“Aporia” está inspirada por “Fragmentos de un discurso amoroso” de Roland Barthes, que cuenta la historia de la ineptitud de los enamorados. Según el autor, cuando alguien se enamora, el amado se convierte en un misterio y el enamorado no cesa en buscar las razones de sus sentimientos. El deseo de expresar este amor produce mentiras y conflictos que llevan a un callejón sin salida. Para Jung Lee, esas frases vacías revelan la soledad y el dolor de la gente en nuestros tiempos.

banananeon

 

El Kamasutra comunista

Estas fotos pertenecen a un libro editado en 1931 en la Unión Soviética y es un alfabeto erótico. El autor de las ilustraciones es el escultor Sergei Merkúrov, responsable de los imponentes monumentos de líderes como Stalin, y de los bustos mortuorios de León Tolstói y Máximo Gorki.

Considerado el gran maestro soviético de las máscaras post-mortem, el que fue director del Museo Pushkin hizo también su incursión en otras disciplinas minoritarias, algo atrevidas para la época.

El arte erótico soviético tenía que ser didáctico, y este curioso alfabeto está plagado de referencias a la mitología griega y romana.

 

bananasplitkamasutra5

bananasplitkamasutra4

bananasplitkamasutra3bananasplitkamasutra2

bananaspitkamasutra1

Found drawings

 

Featuring the obsessive replication of both imagery and subjets, these mostly double sided drawings were found, along with many other in the same series, in an apartment in Nyhavn, Denmark in 1990 with no information regarding the artist or the date od their rendering. Hints to their origin are limited, yet include the incorporation of several phrases in Swedish describing the sexual acts depicted.

Estas pinturas se encontraron en un apartamento de Nyhavn, Dinamarca en 1990. No hay ninguna información sobre el artista o la época a la que pertenecen. La única pista clara es que incorporan frases en sueco desbribiendo los actos sexuales retratados. Se pueden ver en el Museo del Sexo de Nueva York.

As seen at the Sex Museum NYC.

 

Bad boys (series)

Hoping to make his art more accessible, Keith Haring estabished the Pop Shop in 1986 which sold this and other art work at prices affordable to the general public.

This installation at the Sex Museum of NYC was made possible due to a generous loan from The Estate of Keith Haring, which was established in the 1989 to assist AIDS related and children´s charities, and manteins the largest resources of archives on the artist.

El artista Keith Haring estableció en 1986 su Pop Shop, donde vendía obras de arte a precios asequibles para el público.  Las fotos pertecenen a una instalación en el Museo del Sexo de Nueva York, que fue posible gracias a una donación de la fundación “The Estate of Keith Haring”, que mantiene el archivo más grande de la obra del artista y ayuda a organizaciones benéficas relacionadas con el SIDA y con los niños desde 1989.

As seen at the Sex Museum NYC.

 

Grumildos: Bizarre, fun, perverted, charming puppets.

The Grumildos were created by Peruvian artist Ety Fefer. Part kinetic theater, part art installation and part puppet performance. Fefer found the inspiration for her automated creations, which se calls Grumildos, in the dynamic but often forgotten and rejected characters that populate the margins of society. Fefer has created a world for them seemingly straight out of a dream where these creatures can feel at home.

Visitors at the Sex Museum of NYC are invited to share in this intriguing voyeurisctic experience brimming with these mythological half animal, half human beings which play in bands or dance the electronic beats. The Grumildos inhabit a world of creative expression free from moral judments.

Los Grumildos son una creación de la artista peruana Ety Fefer. Se trata de una instalación artística de teatro cinético y espectáculo de marionetas. Fefer se ha inspirado en personajes que se mantienen al margen de la sociedad, a menudo olvidados y rechazados. La artista ha creado un mundo para ellos que parece sacado de un sueño en el que las criaturas se sienten como en casa.

Los visitantes del Museo del Sexo de Nueva York pueden participar en esta experiencia “voyeur” rebosante de criaturas con detalles hiperrealistas, mitad humanos, mitad seres mitológicos que tocan en bandas y bailan ritmos electrónicos. Los Grumildos viven en un mundo libre de prejuicios morales.

As seen at the Sex Museum of NYC

Sex Museum of NYC

Sex Museum NYC

Sex Museum NYC

Sex Museum NYC

Sex Museum NYC

Sex Museum NYC

Sex Museum NYC

My summer of love

 

Mr. Peluche es un artista de origen francés que vive en Berlín y antes era músico en la calle. Hace microesculturas y las fotografía en los lugares más insospechados de nuestro espacio. Estas son algunas de su primera serie “My summer of love. Make love not war”, inspirada en los efímeros amores de verano. ¿Quién no ha tenido uno esos?

Mr. Peluche is a Berlin based micro-sculptor and miniaturist ,also a street musician which is part of the reason why he considers himself as an outsider. He makes micro sculptures and photograph them in the most radom places of our space. These are some of the pictures belonging to his first serie “My summer of love. Make love not war”, inspired by the short summer loves. Who haven´t had one of those?

 

Brooklyn Gang

 

En 1959 el legendario fotógrafo Bruce Davidson de la agencia Magmun conoció a una banda de adolescentes en Brooklyn que se hacían llamar “The Jokers”. Los chicos tenían unos dieciséis años, por aquella época Davidson tenía unos 25 lo que le permitió pasar casi por uno de ellos y retratar la realidad de éstos jóvenes problemáticos en primera persona. El resultado fue una colección de imágenes honestas y cotidianas, un viaje al mundo de esta pandilla de chicos.

El cantante Bob Dylan quedó tan prendado de la muestra que utilizó una de las fotografías de una pareja besándose en el asiento de atrás de un coche para ilustrar la portada de su álbum “Together through life”.

© Bruce Davidson USA. New York City. Coney Island. 1959. Brooklyn Gang

© Bruce Davidson USA. New York City. Coney Island. 1959. Brooklyn Gang

davidson8

© Bruce Davidson, USA. New York. New York City. 1959. Brooklyn Gang

© Bruce Davidson, USA. New York. Coney Island. 1959. Brooklyn Gang

© Bruce Davidson, USA. New York. New York City. 1959. Brooklyn Gang

© Bruce Davidson, USA. New York. New York City. 1959. Brooklyn Gang

Tijuana Bibles

Popular from the late 1920s through World War II, these small, illicit cartoon booklets, euphemistically called “Tijuana Bibles”, used period lingo and word plays to crudely comment on popular culture and the sexual proclivities of celebrities.

Estos pequeños folletos ilícitos de dibujos animados fueron populares desde finales del 1920 hasta la Segunda Guerra Mundial. Fueron llamados eufemísticamente ” Tijuana Bibles”, solían utilizar jerga y juegos de palabras para comentar crudamente la cultura popular y las inclinaciones sexuales de celebridades.

 As seen at the Museum of Sex in NYC.

A photographer who made youth a joy to see

 

New York City photographer David Armstrong passed away this week. The artist, whose work has been included in numerous group exhibitions including the 1995 Whitney Biennial and Emotions and Relations at the Hamburger Kunsthalle,  will remain with us through his beautiful pictures. Here are some portraits from his book 615 Jefferson Avenue.

David Armstrong, el fotógrafo underground de Nueva York, ha muerto esta semana. El artista, cuyo trabajo ha sido incluído en numerosas exhibiciones incluyendo la Whitney Biennial de 1995 y Emotions and Relations en el Hamburger Kunsthalle, será siempre recordado por sus hermosos retratos. A continuación, algunos de ellos de su libro 615 Jefferson Avenue.

 

Las parejas de Claire StreetArt

El nombre que utiliza esta artista (además de hacer ilustración y fotografía) para intervenir las calles es Claire StreetArt. Sus intervenciones urbanas se caracterizan por impresionantes imágenes en 2D (grandes dibujos en papel o proyectados) en espacios en 3D (muros cerca de su casa, en la escuela, en salas de exposiciones…). “La necesidad de jugar con las dimensiones reales que me rodean ha sido siempre una preocupación en mi trabajo”, concretó la artista en una entrevista.

claire-streetart (28)[2]

La ciudad de París, donde ella vive, le permite múltiples decorados y, también, una interacción con el público casi inmediata. Y simpre cuenta con la ayuda de amigos (parejas) para realizar sus dibujos porque Claire utiliza un lenguaje muy legible y universal: el amor. Este implica, por siempre y para siempre, a gente de todo el mundo, de todas las edades y de todas las condiciones sociales.

claire-streetart (1)[2]

A Claire le gusta analizar el efecto final que creará al pegar uno de sus obras en un emplazamiento determinado. Desarrolla rápidamente el efecto global de la imagen: la pareja, la decoración y la relación entre uno y otro depende del espacio. “Necesito que el juego visual y la gráfica funcione independientemente del medio. La imagen final me absorbe en absoluto. Es un juego entre el 2D y el 3D. “En cuanto a las herramientas, Claire utiliza su cámara de fotos, ordenador, papel, pintura, un par de tijeras, pegamento… y en tan sólo 3 minutos, ¡una pareja se está besando en una pared!

claire-streetart (21)[2]

Condom Dress

Striving to raise awareness about AIDS prevention, Brazilian artist Adriana Bertini uses thousand of quatily test rejected condoms in each of her creations, cutting, dyeing and sewing them into dresses, skirts and suits.

This one above is exhibited at the Museum of Sex of NYC.

Como parte de una campaña para la prevención del SIDA la artista brasileña Adriana Bertini confecciona vestidos, faldas y trajes con condones que no han pasado los controles de calidad.

Este vestido pertenece a la colección del Museo del Sexo de Nueva York.

Iron Hole

Fashion dolls and figurines are transformed into robotic actors in Michael Sullivan pornographic stop animation film, “The sex life of robots”. Sullivan who has worked as an animator and prop fabricator for over twenty years, describes the film as “footage of every conceivable sperm transfer device that is performed by robot pornographers and their well lubricated machines”.

The plot of Sex Life of Robots is centered around a baby robot and a mother robot who are looking for pornography in the computer of their home. In this process, scenes of sexual intercourse among robots are shown in their computer screen.

Here some of the robots as seen on the Museum of Sex of NYC.

Muñecas de moda y figurines se transforman en actores robóticos en La vida sexual de los robots” de Michael Sullivan, una película de animación pornográfica. Sullivan, que ha trabajado como animador y fabricante de utilería durante más de veinte años, describe la película como material de archivo de todos los dispositivos de transferencia de esperma concebibles y realizados por robots y sus máquinas bien lubricadas“.

La trama de la cinta se centra alrededor de un bebé robot y su madre que buscan pornografía en el ordenador de su casa. En este proceso, encuentran escenas de relaciones sexuales entre robots.

A continuación podéis ver algunos de los robots expuestos en el Museo del Sexo de Nueva York.

The Disneyland Memorial Orgy

 

This print was originally published in an underground magazine, “The Realist” by “Mad Magazine” illustrator Wally Wood. Inside sources at Disney claim that Disney chose not to pursue a copyright lawsuit in order to avoid drawing more attention to his work.

Esta lámina se publicó originalmente en la revista underground “The Realist”  por el ilustrador Wally Wood de “Mad Magazine”. Fuentes internas de Disney señalaron que la compañía no quiso llevarlo a los tribunales por cuestiones de copyright para no atraer más atención hacia el trabajo del artista.

Wally Wood. 1967, Museum of Sex Collection NYC.